Restale 7 Años a tu Piel Aplicandote Esta Mascarilla

belleza 171 Visitas

¡Elimina las arrugas con ayuda del aceite de coco! Este producto nativo es uno de los mejores tratamientos actuales para disminuir la claridad de arrugas y líneas de expresión en la cara y para prevenir la aparición de nuevas. Cuenta con una composición nutricional única que permite hidratar, exfoliar y restaurar la dermis a equivalente tiempo, un sinfín de beneficios para la piel en tan solo un tratamiento. Si quieres ganarle la batalla de una vez por todas al envejecimiento y lograr que tu piel irradie fuerza y resplandor, presta atención a este artículo de unCOMO. Te mostramos cómo usar el aceite de coco para las arrugas paso a paso y cuáles son los mejores tratamientos disponibles para lucir una piel fresca, radiante y hermosa.

Beneficios del aceite de coco para la piel

La constitución del aceite de coco es ideal para hidratar la piel intensamente y demorar la aparición de los signos de la edad. Es un producto natural que puede ayudarte a mantener una piel joven por mucho tiempo y a potenciar la belleza de tu semblante. Toma nota de cuáles son los principales beneficios del aceite de coco para la piel: Contiene altas cantidades de ácidos grasos esenciales, vitamina E y K, lo que le otorga propiedades humectantes e hidratantes muy potentes. Ayuda a prevenir la resequedad y la descamación de la piel. Posteriormente de su aplicación, la piel queda mucho más suave. Neutraliza la acción de los radicales libres en la piel, los cuales son los principales responsables de la oxidación de las células que componen la piel y, por ende, de su envejecimiento precoz.

Preserva y estimula la producción de colágeno y elastina, dos sustancias esenciales para que la piel se mantenga elástica, flexible y joven. Esto hace que sea excelente para prevenir la aparición de arrugas y líneas de expresión en el rostro y para atenuar las que ya han aparecido en alguna zona de la cara, ya sea en la frente, debajo de los ojos, el contorno de labios, etc.
Actúa como un protector natural frente a los rayos solares que pueden dañar la piel, acelerar el envejecimiento de la misma y provocar la aparición de manchas oscuras.
Gracias a sus efectos antiinflamatorios y antimicrobianos, es de gran ayuda para el tratamiento del acné y otras afecciones cutáneas, como la psoriasis o el eccema.
Ayuda a reducir la visibilidad de las manchas que aparecen debido a la edad y a lucir un tono de piel mucho más equilibrado y unificado.

Pasos para usar el aceite de coco para las arrugas

Para que los tratamientos con aceite de coco para la cara dan buenos resultados y no dañen la piel, es importante que compres un aceite de coco puro que sea orgánico, virgen y que esté prensado en frío. Puedes adquirirlo en cualquier herboristería o tienda especializada en la venta de productos naturales, y si quieres prepararlo tú misma en casa

¡Manos a la obra! Seguidamente, te mostramos todos los pasos que debes seguir para usar el aceite de coco para las arrugas de forma correcta, así podrás potenciar la juventud de tu piel y estar siempre radiante:

Si el aceite de coco está sólido, primero pon una pequeña cantidad del mismo en un recipientes y caliéntalo en el microondas durante unos segundos para que se derrita.
Remueve el aceite de coco con una cuchara para que acabe de fundirse bien y espera a que enfríe.
Limpia tu rostro con agua tibia y un limpiador facial.
Impregna un disco de algodón con el aceite de coco y aplícalo directamente sobre las zonas con arrugas, ya sea la frente, el surco nasogeniano, sobre el labio superior, etc.
Deja que el aceite de coco actúe durante al menos unos 15 o 20 minutos.

Pasado ese tiempo, lava la cara con abundante agua tibia y aplica seguidamente tu crema antiedad o hidratante habitual.
Este es un tratamiento antiarrugas casero que puedes llevar 1 o 2 veces al día (por la mañana y por la noche) para obtener resultados rápidos.Además, también pueden agregar unas gotas del aceite de coco a tu crema antiedad habitual para potenciar los efectos de la misma. Al aplicarla, da pequeños golpecitos con los dedos en la zona para reactivar la circulación sanguínea y facilitar la absorción del producto.

Mascarillas con aceite de coco para las arrugas
A pesar de que aplicar el aceite de coco por sí solo en la piel del rostro ya funciona a la perfección, también puedes usar el aceite de coco para las arrugas combinándolo con otros productos naturales que tengan poderosas propiedades antiedad. Te mostramos dos mascarillas antiarrugas que tú misma puedes hacer en casa, ¡presta atención!

Aceite de coco y bicarbonato
La mascarilla de aceite de coco y bicarbonato de sodio para las arrugas es perfecta para rejuvenecer la piel y exfoliarla al mismo tiempo, pues permite eliminar todas las células muertas, limpiar los poros y prevenir los brotes de acné.

Ingredientes: 2 cucharadas de aceite de coco virgen y 1 cucharada pequeña de bicarbonato.

Preparación: mezcla ambos productos en un recipiente hasta crear una pasta homogénea. Aplica la mascarilla sobre las zonas a tratar dando masajes circulares, deja actuar durante 10 minutos y retira con abundante agua tibia.

Aceite de coco y vitamina E
La mascarilla de aceite de coco y vitamina E para las arrugas es uno de los tratamientos antiedad naturales más efectivos que existen. La vitamina E es la vitamina de la juventud, pues es capaz de retrasar los efectos del envejecimiento gracias a sus antioxidantes.

Ingredientes: 2 cucharadas de aceite de coco y 2 cápsulas de vitamina E

Preparación: mezcla los dos ingredientes en un recipiente y aplica la mascarilla obtenida sobre las arrugas más marcadas. Deja actuar durante 20 minutos y retira con abundante agua tibia.

Compartir

Comentarios