Luego de que veas esto no querrás dormir sin un limón en tus medias

bienestar 105 Visitas

Durante mucho tiempo se le restó importancia a los pies y no se le brindaron los cuidados necesarios para conservarlos en buen estado.

No obstante, por cuestiones estéticas y de salud, poco a poco se comenzaron a tomar más medidas para cuidar su piel y evitar el desarrollo de varios tipos de infecciones como son los callos y hongos.

Mantenerlos suaves y con una buena apariencia son referentes de buena higiene y cuidado personal, en especial cuando se desea lucir un calzado descubierto.

El inconveniente es que muchos no saben cómo tratarlos y qué hacer para que no desarrollen alteraciones.

Esto hace que tiendan a padecer molestias como las callosidades, los talones agrietados y las afecciones micóticas.

Por fortuna, hay varios remedios de origen natural que nos permiten combatir todos estos problemas para darles un mejor aspecto en poco tiempo.

Entre estos nos encontramos con la prodigiosa cáscara de limón, un ingrediente que muchos han desperdiciado sin alcanzar a imaginar sus beneficios.

En este video queremos contarte cómo emplearla y qué efectos positivos tiene para la salud de los pies.

¿Te animas a probarla?

Tratamiento de cáscara de limón para mejorar la salud de los pies

La mayoría de las personas arrojan las cáscaras de limón a la basura y no tienen ni la más mínima idea de las propiedades que estas ocultan.

Los expertos aseguran que contienen hasta 10 veces más vitamina C que el jugo, además de aceites esenciales y poderosos antioxidantes.

Muchas de estas bondades se aprovechan a través de su consumo, ya que se cree que puede curar y prevenir varios tipos de enfermedades.

Sin embargo, como en este caso nuestro objetivo es otro, vamos a observar cómo aprovecharla para reparar la piel dañada de los pies.

Vas a necesitar:
-1 limón grande
-1 par de calcetines

Instrucciones que debes seguir:

Debes cortar el limón en dos partes, de tal modo que cada mitad se ajuste a la perfección en los talones de los pies.
Exprime la totalidad del jugo de limón y procede a poner el fruto sobre las zonas afectadas.
Haz una ligera presión sobre el talón y asegúrate de que encaje a la perfección para que no se caiga.
A continuación, ponte los calcetines bien ajustados y acuéstate.
Recuerda que es un tratamiento para hacer antes de ir a dormir, ya que las cáscaras necesitan varias horas para hacer efecto.

Realiza este tratamiento de manera diaria y luego de una semana notarás muy buenos resultados en la eliminación de hongos y en la reparación de tus pies, pues esta receta ayudara  a curar los pies agrietados.

Compartir

Comentarios